GO TO CLOUD

apser Blog - IT Plug & Play

Las 6 estrategias más utilizadas en la migración a AWS

[fa icon="calendar"] 20-feb-2019 8:29:00 / por Equipo de Redacción

estrategias migración AWS

Generalmente las empresas empiezan a buscar la manera de migrar una aplicación una vez han determinado su entorno y qué hay que migrar. Con este enfoque, las organizaciones deben delinear una estrategia sobre la manera en que abordarán el proceso de migración a la nube de AWS.

 

CTA - Cómo migrar a AWS

 

Estrategias de migración a la nube

La complejidad de la migración de las aplicaciones varía según múltiples factores, por lo que no hay una única estrategia para una cartera de productos TI.

No obstante, AWS presenta seis estrategias que, aunque no son las únicas, son las más utilizadas y sirven para poder identificar la estrategia de migración que más se ajusta a una cartera de productos.

 

Rehospedaje

Es frecuente que la mayoría de aplicaciones se rehospeden en las migraciones con un gran volumen de activos TI. Este rehospedaje puede hacerse de manera manual mientras aplica los sistemas heredados a la nube o de forma automizada.

Las aplicaciones son más fáciles de remodelar una vez se estén ejecutando en la nube, ya que la parte más complicada del proceso (migrar la aplicación, los datos y el tráfico) ya se habrá hecho.

 

Replataforma

Implica realizar optimizaciones en el entorno TI para conseguir ventajas tangibles sin tener que modificar toda la arquitectura central de la aplicación.

 

Recompra

Es la decisión de cambiar un producto, pasando por una actualización de versión. Utilizado en migraciones donde las cargas de trabajo puedan actualizarse fácilmente y dicha actualización permita mejorar la implementación de procesos y el conjunto de características.

 

Rediseño

Estrategia basada en la modificación de características de la aplicación. Suele utilizarse en circunstancias en las que agregar características o mejorar el rendimiento de otro modo sería más difícil de lograr.

 

Retención

Consiste en migrar únicamente los activos TI que tengan sentido para el negocio y conservar on-premises aquellas aplicaciones que no estén listas para migrar a la nube o que la organización prefiera mantener en instalaciones físicas.

 

Retirada

La retirada se basaría en identificar los activos TI que ya no son útiles para el desarrollo empresarial. A medida que transcurre el proceso de migración, es posible que encuentres activos innecesarios. Desactivarlos ayudará a centrarse en mantener los recursos más utilizados.

 

¿Tienes claro qué estrategia encajaría mejor en tu empresa? Si necesitas ayuda con ello, contacta con nosotros y uno de nuestros técnicos estará encantado de guiarte en el proceso de migración.

 

Si te ha gustado este post, tal vez te interese nuestro siguiente ebook gratuito:

CTA - Cómo migrar a AWS

Temas: Amazon Cloud, cloud computing

Equipo de Redacción

Escrito por Equipo de Redacción